Artículos

Inicio / Archivo de Artículos / FACULTADES DISCIPLINARIAS DEL CNM

FACULTADES DISCIPLINARIAS DEL CNM

11 de Mayo de 2017

APROXIMACIONES

Facultades disciplinarias del CNM

Una de las atribuciones constitucionales del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM) es la función disciplinaria. Mediante esta facultad, previo debido procedimiento, puede aplicar la sanción de destitución a magistrados del Poder Judicial y del Ministerio Público. La potestad disciplinaria del CNM se materializa a pedido de parte o de oficio.


Guido Águila Grados
Presidente del Consejo Nacional de la Magistratura

El CNM puede aplicar directamente la sanción de destitución a los magistrados supremos. Igualmente, a solicitud de la Corte Suprema o de la Junta de Fiscales Supremos, puede destituir a magistrados de todas las instancias, respectivamente.

La sanción de destitución se aplica previo procedimiento disciplinario, premunido de todas las garantías para el magistrado investigado y se rige por principios previstos en las normas constitucional, legal y reglamentaria vigente. Cualquier persona (natural o jurídica) se encuentra legitimada para interponer una denuncia ante el CNM contra un magistrado supremo, invocando la comisión de una conducta disfuncional. El plazo es de seis meses de conocido el hecho o desde que cesó la conducta disfuncional (si fuese continuada). El CNM puede desestimar la denuncia o abrir una investigación preliminar.

Por otro lado, el Pleno del CNM puede acordar de oficio iniciar: i) una indagación previa; ii) una investigación preliminar y iii) un procedimiento disciplinario. La indagación previa tiene por finalidad recabar medios probatorios referidos a la presunta conducta disfuncional de un magistrado supremo, a efectos de que el Pleno del CNM decida si inicia o no una investigación preliminar. La investigación preliminar se inicia cuando, por medio de cualquier consejero o de una comunicación presentada por un tercero, el Pleno del CNM toma conocimiento de información fundamentada referida a un juez o fiscal supremo, por la presunta existencia de una falta disciplinaria. Tiene por finalidad determinar si procede o no el inicio de un procedimiento disciplinario.

El procedimiento disciplinario determina la existencia de responsabilidad disciplinaria del magistrado procesado. Puede concluir de la siguiente manera: i) con la destitución del magistrado; ii) con la remisión de los actuados al Poder Judicial o Ministerio Público, según corresponda, para la imposición de una sanción menor (en caso no amerite aplicar la sanción de destitución; recordemos que, de manera inentendible, el CNM puede destituir, pero no puede imponer una amonestación, multa o suspensión, iii) o absolviendo al magistrado.

Finalmente, existen cuatro clases de procedimientos disciplinarios: ordinario (el que inicia el CNM a los magistrados supremos), abreviado (cuando haya un pedido de destitución formulado por el Poder Judicial o Ministerio Público), inmediato (por una conducta notoriamente irregular con prueba evidente o flagrante falta disciplinaria muy grave del magistrado) y sumario (cuando se haya expedido una sentencia firme, condenatoria o con reserva de fallo condenatorio, ambos por delito doloso contra el magistrado).

Fuente: http://www.elperuano.com.pe/noticia-facultades-disciplinarias-del-cnm-54725.aspx